El arte visto a través de una copa de vino

Sofía Carende inaugura en Cádiz su primera exposición individual, ‘Entre copas’

La pintora gallega ofrece una temática muy original, la que ofrece el movimiento y los tonos del vino, que plasma en óleos de estilo hiperrealista

El vino como motivo artístico. Su movimiento en la copa transparente, sus tonalidades rojizas, la fuerza que empuja ese color, los caldos como contenedor. La pintora Sofía Rosende descubrió hace años las posibilidades del vino para canalizar su expresión artística. Hoy, es su seña de identidad. Exclusiva, original. Única.

‘Entre copas’ se titula su primera exposición individual en Cádiz, en la sala de exposiciones de El Pópulo, de titularidad municipal. Sofía Rosende vive en la capital gaditana desde hace un par de años, aunque ya residió en la provincia otra temporada tiempo atrás. Su vida ha transcurrido entre su tierra natal, Galicia, y la de sus padres, Venezuela. Precisamente, el primer recuerdo que tiene Rosende de artista la sitúa junto a su progenitor. Una niña garabateando en una servilleta que todavía hoy su padre conserva como un tesoro.

Pero la pintora, que estudió Diseño Gráfico y de Moda en Venezuela y rechazó hacer Bellas Artes en Nueva York, no se ha dedicado de forma profesional a la pintura hasta hace un lustro. Un concurso de cartelería le inoculó el gusanillo y la temática que de momento está explotando. Los vinos, con algunas incursiones en el mundo del flamenco.

La muestra ‘Entre copas’ está formada por 17 óleos de diverso formato. Seis de las obras pertenecen a colecciones privadas. La pintura de Rosende se ajusta al hiperrealismo, pero ella misma defiende que no de una forma exacta. Sino un hiperrealismo distorsionado, un «algo más» que consigue al integrar figuras (entre ellas humanas) en el movimiento del vino servido en una copa.

«Tengo un trabajo de óleo muy plano, muy limpio. Dicen que parecen ilustraciones», subraya la creadora sobre su estilo. Un estilo y sobre todo un tema que explota porque dice haber encontrado lo que la hace diferente. Tanto, que le gustaría explorar con otros caldos, los blancos. Aunque de momento, la vibrante tonalidad del tinto, junto a su cadente movimiento, le está abriendo las puertas de los clientes y del circuito de galerías. La exitosa inauguración de ‘Entre copas’ del pasado miércoles en Cádiz es un ejemplo.

Lo que sí ha probado y continuará trabajando Sofía Rosende en los próximos tiempos es lo que llama bodegones al aire libre. Lo mismo que lo anterior, pero con las azoteas de escenario. Una copa de vino, el objeto representado dentro de ella, pero sin vino dentro y, de fondo, Cádiz. Cecilio Chaves, compañero de la artista, está considerado como el pintor de las azoteas gaditanas aunque, sostiene Rosende, apenas le da consejos sobre cómo pintar.

La gallega se confiesa autodidacta, por eso cada crítica positiva, cada encargo o visita a su exposición, le hace sentirse especialmente satisfecha.

La exposición ‘Entre copas’, que se ha inaugurado esta semana, podrá visitarse en la sala de El Pópulo hasta el próximo 28 de noviembre.

Fuente:
http://www.lavozdigital.es/

Se el primero en comentar en "El arte visto a través de una copa de vino"

Deja un comentario.