Perelada presenta un nuevo vino inspirado en los aromas de los jardines del castillo

Este nuevo Jardins Negre, con una etiqueta ilustrada por la flor de la lila siguiendo un estilo que recuerda el de los libros de botánica históricos, es un vino que combina variedades autóctonas e internacionales: Monastrell, Garnatxa, Merlot, Syrah y Cabernet Sauvignon. El resultado es de un color granate brillante. Destaca especialmente el aroma, que es afrutado, floral, intenso y muy envolvente. En boca es redondo, fresco, equilibrado y con unos taninos presentes pero muy suaves que aportan sedosidad y un agradable paso de boca. Es un vino complejo, amable pero intenso en el paladar, y de marcado estilo mediterráneo.

Jardins Negre viene a completar la gama Jardins de Perelada, que contaba ya con un vino blanco y uno rosado. En todos los casos se trata siempre de vinos jóvenes, con una complejidad de matices florales que pretende ilustrar la esencia de los jardines del Castillo Perelada.

A mediados del siglo XIX, el paisajista parisino François Duvillers (1807-1881), uno de los más prestigiosos de su época, recibió del Conde de Perelada el encargo de diseñar los jardines de su castillo. Duvillers decidió combinar la típica estructura geomètrica de Versalles o Chantilly con una más sinuosa, inspirada en los jardines ingleses, y plantar 158 especies, tanto autóctonas como exóticas.

Los jardines del Castillo Perelada, abiertos al público desde el año 2011, tienen una superficie de 33.800 metros cuadrados divididos en 63 zonas diferenciadas.

A lo largo de los últimos años han albergado un proyecto de reintroducción de la cigüeña blanca en el Empordà y cada verano son el escenario de un festival internacional de música en el que han participado algunos de los artistas más icónicos de nuestro tiempo.

PVP aproximado: 4,45 €

Se el primero en comentar en "Perelada presenta un nuevo vino inspirado en los aromas de los jardines del castillo"

Deja un comentario.