SOLMAYOR TEMPRANILLO 2018 EN LA CATA CON LOS VINOS GANADORES DEL CONCURSO PEQUEÑAS D.O.’S

El casino de Madrid acogió el pasado 18 de noviembre una cata en dos sesiones con los vinos ganadores de la 3ª edición del concurso de vinos Pequeñas D.O.’s.

Solmayor Tempranillo 2018 de Bodega Soledad vuelve a lo más alto en Madrid. El pasado lunes 18 de noviembre tenía lugar en el Casino de Madrid una cata en doble sesión en la que se presentaban los vinos ganadores absolutos en el concurso nacional de vinos procedentes de pequeñas Denominaciones de Origen.

Cerca de 200 socios de este emblemático y exclusivo club de Madrid asistieron a la cata acompañados de periodistas y personalidades de la hostelería y el mundo del vino.

En la cata se presentaron los siete vinos ganadores por categoría en un concurso en el que solo pueden participar bodegas adscritas a alguna pequeña región vinícola con Denominación de Origen, en este caso, Bodega Soledad participaba con Solmayor Tempranillo 2018 en representación de la D.O. Uclés, una de las más pequeñas y exclusivas de España.

El equipo técnico de Bodega Soledad estuvo representado por la enóloga Milagros Romero Torres que participó hablando de los procesos de elaboración y sobre todo, la calidad que atesoran los viñedos de esta pequeña comarca conquense. 

El concurso Pequeñas D.O.s nace con el objetivo de dar a conocer al consumidor final la amplia riqueza vitivinícola de España, apostando por vinos elaborados en zonas vitícolas que por tamaño, tienen menos visibilidad en el mercado del vino. 

Bodega Soledad (Sdad. Coop. Ntra. Sra. De la Soledad) fue fundada en 1958 por 59 agricultores de Fuente de Pedro Naharro, en la provincia de Cuenca limítrofe con la provincia de Toledo y la Cdad. Autónoma de Madrid. La bodega nace con vocación de estar presente en mercados internacionales con una actividad exportadora que arranca en los años 80 coincidiendo con la modernización de los medios técnicos para trabajar con altos parámetros de calidad.

En la actualidad Bodega Soledad procesa anualmente más de 20 millones de kilos de uva (según año) que son aportados por 280 productores, propietarios de un total de más de 2.400 hectáreas. El 75% se destina a la exportación y el 25% al mercado nacional. Destacan sus viñedos de la variedad Tempranillo, algunos con más de 40 años que son la base de sus afamados vinos.